Venus en Capricornio – Flor del Desierto

Venus, el planeta “benéfico” de la astrología entró al signo de Capricornio esta mañana a las 7:44 hora de Chile continental.

Iniciando un viaje de 4 meses por este signo. Cada tránsito es una invitación a navegar en un ciclo que trae aprendizajes y enseñanzas. Venus en astrología es el principio del “otro”, es lo que me trae sensación de completitud, disponibilidad y apertura por lo que Venus en Capricornio es una invitación a valorar aquello que perdura, aquello que trasciende en el tiempo y aquello que es resiliente.

En este contexto, Venus en Capricornio viene a devolvernos una mirada apreciativa de todo aquello que se aleja de los estándares preconcebidos de lo que deberían ser nuestras relaciones, belleza y/o amor.

Venus en Capricornio es una flor del desierto. Un cactus quizás no tan vistoso pero hermoso pues ha brotado en condiciones inhóspitas. Y es esa misma persistencia lo que la hace bella.

A nivel general, el tránsito de Venus en Capricornio, viene también a llenar de flores el desierto que dejó la conjunción Saturno y Plutón de 2020. ¿Por qué? Pues Venus y Plutón se encontrarán conjunción en el grado 24 de Capricornio, muy cerquita del grado de la conjunción Saturno y Plutón del 2020 (22º), por lo que intuyo que este tránsito es un periodo para admirar las flores que crecieron en esa área de nuestras vidas que se destruyó con la conjunción de Saturno y Plutón.

Ahora, después de mucho tiempo, después de muchas pérdidas y despojos, podemos *apreciar* y *admirar* nuestra resiliencia. Podemos mirar con amor y abrirnos a la transformación que se nos propuso en 2020.

Después de mucho tiempo el desierto recibió una lluvia y las semillas pueden florecer y embellecer aunque sea por un breve momento nuestras vidas. La belleza siempre florece aún en los lugares más inhóspitos, a pesar del tiempo y a pesar de que no ha habido tanta agua. El tránsito de Venus en Capricornio es una invitación a volver a admirar la resiliencia de aquellas florecitas – que somos nosotros- que contra viento y marea, resisten.

Porque lo que se siembra con amor: perdura, florece y resiste. No se olvida. Somos bellos porque persistimos, somos bellos porque resistimos, somos bellos porque apostamos al amor a pesar de todas las dificultades.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

Start a Blog at WordPress.com.

Up ↑

%d bloggers like this: